Consigue una buena convivencia en tu piso de estudiantes

Por StudentJob en 14-11-2017
0 comentarios | 194 vistas

¿Te vas a vivir a un nuevo piso de estudiantes? Puede que estés emocionado y asustado a la vez, ya que como todos sabemos, la convivencia no es fácil.

estudiantes


Si te vas a adentrar en la emocionante aventura de compartir piso con otros estudiantes es importante establecer unas reglas, ya que, si no es así, existe una alta probabilidad de que la cosa no acabe tan bien como esperabas.

¿En que se basan estas reglas? Pues en el respeto y la empatía. En todas tus acciones siempre debes ponerte en el lugar de tu compañero y no hacerle lo que no te gustaría que te hicieran a ti.

  • Déjalo todo como lo encontraste. Esto se aplica sobre todo a la cocina y al baño. No es nada agradable llegar a casa cansado, irse a duchar y encontrarte el baño sucio o desordenado. Lo mismo pasa si vas a cocinar muerto de hambre y cuando entras en la cocina te das cuenta de que no hay una sola sartén limpia con la que puedas cocinar.
  • No le cojas comida a tu compañero sin preguntar y aún más importante… nunca te lo acabes, como por ejemplo la leche, los huevos, etc. Ir a la nevera pensando en que te vas a comer algo y luego darte cuenta de que no queda suele provocar un gran enfado.
  • Si invitas a alguien a dormir a tu casa y se va a quedar más de una noche, consúltalo con tu compañero. Las visitas que se quedan mucho tiempo pueden llegar a ser problemáticas, ya sean novios/as, amigos/as o familiares. Además, es recomendable fijar unas pequeñas normas con tu compañero como donde dormirán tus invitados o donde colocarán sus cosas. A pesar de que tú pienses que tus invitados son adorables, tu compañero puede no pensar igual.
  • No le cojas nada a tu compañero sin preguntar. Por ejemplo, ropa o una mochila, que compartáis el espacio donde vivís no quiere decir que puedas utilizar las cosas sin pedirlas.
  • Deciros todas las cosas a la cara. Si habláis de vuestros problemas de convivencia por WhatsApp puede haber malentendidos y que una pequeña cosa acabe en una gran discusión.

Si seguís estos pasos: ¡La buena convivencia está asegurada!

Comentarios

No hay comentarios todavía. Se el primero en publicar un comentario

Publica tu comentario