Este año acabo el bachillerato, ¿y ahora qué?

Por Patricia López en 05-04-2017
0 comentarios | 508 vistas


Todos los estudiantes de bachillerato hemos deseado pasar lo más rápido posible la etapa del instituto y poder llegar a la universidad, etapa en la que vemos cómo por fin nuestros sueños y metas se van acercando cada vez más.

Pero tenemos que ser realistas, también queremos pasárnoslo muy bien. Por eso muchos deciden salir de su zona de confort e irse a estudiar lejos de su casa para vivir su experiencia al máximo.

Es el momento clave en el que un estudiante se pregunta, ¿dónde voy a vivir? ¿residencia universitaria o piso?. La gran mayoría de universitarios de cursos avanzados o ex universitarios te aconsejarán que elijas una residencia de estudiantes, ¿sabes por qué?

  • Para empezar, una residencia de estudiantes puede parecer un lugar que proporciona alojamiento a los estudiantes universitarios u otro tipo de estudios. Pero no solo eso, se convierte en un hogar donde se vive una experiencia increíble e inolvidable, ya que convives con otros estudiantes en tu misma situación con los que puedes socializar, estudiar, divertirte y vivir miles de experiencias juntos.

  • Una de las principales ventajas, sobre todo en tu primer año fuera de casa es que tu círculo de amistades se multiplica, ya que hay muchas personas en tu misma situación, que han venido a estudiar a otro lugar y no conocen a nadie. Además las facilidades que te dan al llegar tú solo, la seguridad de que siempre va a haber alguien que responda ante cualquier problema que ocurra, y el abanico de personas y culturas que descubrirás dentro de la residencia son algunas de las muchas ventajas que no proporciona un piso.
  • Pero lo más importante es el ambiente de estudio general que se crea al ser todos estudiantes. Por otro lado, las historias que vivirás durante esta nueva etapa enriquecerán tu vida y la llenarán de experiencias inolvidables. La mayor parte de estos momentos los vivirás en una residencia.

Las amistades, los romances, las locuras, los viajes, las salidas…

[¿Quién no quiere tener mil historias que contar y recordar con los amigos por el resto de su vida?]

Y si aún no conoces su programa de actividades Resa Hub y cómo se lo montan en las residencias, no sabes lo que te estás perdiendo: viajes organizados a parques temáticos, viajes a la montaña, fiestas en discotecas, cenas, competiciones deportivas (Resa Sport), intercambios de residencias (Resa Swap), fiestas en barcos, etc.

Además, las residencias Resa cuentan con instalaciones muy bien equipadas que no podrías disfrutar en un piso: gimnasio, salas de estudio, cafetería, canchas deportivas, salas comunes, futbolín, billar, televisión, videoconsolas, sala de lavandería, terraza…

¿Qué más se puede pedir? Si todavía no te has decidido, y no sabes dónde vas a vivir el año que viene, da el salto y ven a una residencia Resa a conocer a cientos de personas, encontrarte a ti mismo y descubrir qué es lo que de verdad te gusta.

La etapa universitaria es la más especial en la vida de una persona. Maduras y aprendes a mirar la vida de otra manera.

Estos años se pasan volando ¡así que aprovéchalos al máximo!

Comentarios

No hay comentarios todavía. Se el primero en publicar un comentario

Publica tu comentario